Beneficios del aceite de oliva frente al aceite de palma

Beneficios del aceite de oliva frente al aceite de palma

Si comparamos el aceite de oliva virgen extra frente al aceite de palma, los beneficios del aceite de oliva son superiores a los del aceite de palma.

Ambos aceites son de origen vegetal y esa es su única similitud. Sin embargo, que el aceite de palma sea de origen vegetal no implica que sea más saludable que el aceite de oliva virgen extra. Veamos la comparación entre estos dos aceites.

Comparación de ambas grasas

Como hemos dicho, tanto el aceite de oliva como el aceite de palma son de origen vegetal. El primero, se elabora con el fruto del olivo; y el segundo, con el de la palma aceitera. Sin embargo, aquí radica la primera diferencia entre ellos: el aceite de oliva virgen extra es saludable y el aceite de palma, no.

La composición de estos aceites es muy diferente y es lo que marca la diferencia. Mientras que el aceite de oliva se compone en su mayoría por ácidos grasos monoinsaturados (+70%), el aceite de palma destaca por su gran composición en ácido saturado (+50%). El aceite de oliva es rico en antioxidantes, vitaminas A, D y E y el aceite de palma es fuente de vitamina E.

La elaboración de aceite de palma resulta dañina para la salud y el medio ambiente. El proceso de transformación al que se somete el aceite de palma genera sustancias dañinas y potencialmente perjudiciales. Además, es una de las principales causas de deforestación en el mundo, generando multitud de consecuencias negativas para el planeta, sus ecosistemas y especies animales.

Por otra parte, el aceite de oliva virgen extra tradicional se elabora mediante procedimientos mecánicos. Si hablamos de aceite de oliva ecológico, casi un 10% de la superficie mundial de olivar se destina al cultivo ecológico.

Beneficios y desventajas

Si hablamos de los beneficios del aceite de oliva y aceite de palma, el aceite de oliva resulta claro ganador.

Para empezar, y según múltiples estudios científicos alrededor del mundo, el aceite de oliva es la grasa de origen vegetal más saludable. Su rica composición en ácidos grasos monoinsaturados mejora la salud cardiovascular, siendo este su principal beneficio.

El aceite de oliva virgen extra ayuda a reducir el colesterol LDL (colesterol malo) en sangre, aumentando los niveles de colesterol HDL (colesterol bueno). También reduce el riesgo de trombosis, enfermedades cardiovasculares, hipertensión e infartos. Por lo tanto, el aceite de oliva mejora la salud cardiovascular, la cual es una de las principales causas de muerte en el mundo.

El aceite de palma es rico en ácidos saturados, lo que comúnmente se conoce como grasas perjudiciales. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el consumo habitual de aceite de palma está relacionado con el desarrollo de diversas enfermedades, como algunos tipos de cáncer, diabetes tipo II, obesidad y enfermedades cardiovasculares.

El aceite de oliva aporta muchos otros beneficios. El consumo moderado de aceite de oliva (aunque sea saludable, no olvidemos que es una grasa) mejora nuestro sistema inmunológico, retrasa la oxidación celular, disminuye los problemas digestivos y posee propiedades antiinflamatorias, antimicrobianas y antifúngicas.

Deforestación del planeta por aceite de palma

Ya lo hemos ido advirtiendo: el aceite de palma es una de las principales causas de la deforestación mundial. La deforestación consiste en eliminar hectáreas de bosques y selvas, bien por causas naturales, como un incendio, bien por causas humanas, como el cultivo de palmas aceiteras.

En países asiáticos y africanos, donde la producción es alta, la deforestación ocupa grandes parcelas de hectáreas. Según Greenpeace, miles de hectáreas de selva tropical se pierden cada año en Borneo, Sumatra y Nueva Guinea para dejar paso a plantaciones de palma aceitera.

La deforestación tiene consecuencias terribles para el planeta: mayor contaminación y desigualdad social y menor biodiversidad. Esto se traduce en emisión de gases de efecto invernadero, degradación de la tierra, erosión del suelo, disminución de agua limpia y aumento de especies en peligro de extinción, ya que se acaba con sus ecosistemas y hábitats.

Concluyendo, el aceite de oliva virgen extra siempre ofrecerá más beneficios a tu salud que el aceite de palma, el cual se incorpora en la mayoría de alimentos procesados. Sin embargo, mientras que se lleve un estilo de vida saludable, consumir de forma esporádica aceite de palma no repercutirá tan gravemente en tu salud. A pesar de ello, los expertos recomiendan siempre elegir aceite de oliva virgen extra como la grasa principal de tu dieta.

 

Compartir en Facebook Compartir Volver

Newsletter

Aceite de Oliva Virgen Extra

S.C.A. Santa María

Pol. Ind. Paseo del Puerto s/n
23110 Pegalajar (Jaén, España)
Tlf +34 953 36 18 15
Fax +34 953 36 06 82
R.G.S.E.A.A. Nº 16.0002203/J
Horarios:
Oficina: L-J 8.30-19.00 y V 8.30-15.00
Cooperativa: L-V 7.00-19.00 y S 8.00-15.00